ARTISTAS

352px-ErnestoDeira

Ernesto Deira

Canta oh diosa a la colera

INFORMACIÓN DEL ARTISTA

Deira y el ser humano
Ernesto Deira enfocaba toda su atención y trabajo en el ser humano. Representó la figura humana en distintas ópocas, golpeada por diversas catástrofes y en constante evolución. Este artista representa a un ser humano que se va construyendo en relación a la historia que vive, en su mundo individual y social.

Deira estuvo siempre atento a los actos de violencia ejercidos sobre los seres humanos, por lo que su mayor fuente de inspiración eran imágenes de prensa que mostraban los efectos de la violencia humana como la Guerra de Vietnam, los horrores del Holocausto, la hambruna en Pakistán, entre otros.
Deira buscaba evidenciar la existencia del conflicto como parte de la condición humana, destacando que ante el conflicto es importante asumir la responsabilidad individual. En su caso, la responsabilidad como artista de mostrar los horrores ocasionados por los conflictos existentes entre los seres humanos.

La tócnica y el color
Las obras de Deira muestran rapidez en su ejecución, gracias al uso del esmalte y del óleo que permiten trabajar chorreados y deslizamientos. Así las figuran surgen durante el trabajo mismo con la materia.

A través del contraste de color se establecen distintos planos espaciales, sin recurrir al espacio clásico y renacentista, el cual es estructurado con la perspectiva, en cambio, Deira lo hace por medio de las relaciones entre las figuras y el fondo. Esto da lugar a otra característica fundamental de la obra de Deira: su ceñida síntesis. La obra al contar con una mínima cantidad de colores y líneas, provoca que el espectador siga creando con el artista, proyectando en su mente, las escenas más allá del cuadro.

Biografía

Nace en Buenos Aires en 1928. Inició sus estudios de pintura con Leopoldo Torres Agüero y continuó con Leopoldo Presas. En 1958 expuso por primera vez en la galería Rubbers de Buenos Aires. En 1961, organizó con Jorge De la Vega, Rómulo Macció y Felipe Noé la muestra “Otra Figuración” en la galería Peuser de Buenos Aires. Después viajó a París donde el grupo continuó trabajando. En 1966, participó en una muestra organizada por la universidad Cornell y el Museo Guggenheim de Nueva York. Rechazó una invitación para quedarse en Cornell por más tiempo. En 1967 se hizo acreedor del mayor premio que ofrecía el ámbito artístico argentino, el Premio Fondo Nacional de las Artes Doctor Augusto Palanza otorgado por la Academia Nacional de Bellas Artes y presentado en la Galería Witcomb. En 1975 se viajó a Europa y después en 1976, se mudó permanentemente a Paris con su esposa. Muere en París en 1986.

Exposiciones Seleccionadas
1960: Galería Witcomb, Buenos Aires.
1964: Pan American Union, Washington D.C.
1969: Museo de Bellas Artes, Caracas.
1971: Instituto de Arte Latinoamericano, Facultad de Bellas Artes, Universidad de Chile, Santiago de Chile.
1974: Galeria A.O. Barnabooth, Bruselas.
1977: Musée de Cartres, Chartres.

Premios
1967: Premio Palanza de la Academia Nacional de Bellas Artes de Argentina.